Por presión de la Casa Rosada, CVN levantó el programa Brokers

08-01-2004

El año 2003 ha sido pésimo para América TV, los empresarios Carlos Ávila y su tozudo hijo Juan Cruz: han perdido televidentes durante la temporada y se amplió la distancia que les lleva Canal 9.

Es más, las 3 grandes apuestas de América TV fallaron:

** Sol Negro, de Ideas del Sur, no tuvo el éxito de Tumberos en la temporada 2002;

** Rebelde Way y Rincón de Luz, los 2 programas de Cris Morena que América TV le quitó a Canal 9, no rindieron en la pantalla vespertina; y

** Eduardo Eurnekian no amplió su participación en el canal, inyectando el capital que tanto precisan los Ávila.

La programación basada en programas periodísticos comenzó a agotar a los televidentes, en parte por el oficialismo de la pantalla. Los Ávila, necesitados de la publicidad gubernamental para subsistir, vincularon los informativos y los otros programas periodísticos a la defensa de Néstor Kirchner.

Frente a la temporada 2004, los Ávila se encuentran preocupados pero, a la vez, más que nunca convencidos de que su supervivencia depende de la facturación publicitaria que les envíe el Estado Nacional.

Los Ávila heredaron, de Eduardo Eurnekian (devenido de accionista del 100% a socio minoritario) una señal de circuito cerrado, CVN.

En los tiempos en que Eurnekian eran el dueño de CableVisión, desarrolló señales secundarias para abastecer su pantalla. Así nació Pramer (P&E, PlusSatelital, Canal á, Gourmet, y otros), que hoy es de Liberty Media, igual que el 50% de CableVisión y el 50% de Torneos y Competencias; y también CVN.

Eurnekian fue pésimo planificando contenidos y, entonces, CVN fue superado por Crónica TV y TN. Harto, Eurnekian la liquidó como señal de noticias y comenzó a lotear sus espacios, lo que continuaron los Ávila, agregándole la venta de la programación nocturna a una iglesia evangelista (carismática o pentecostal, con mayor precisión).

Cuando Mario Gavilán intentó darle cierta consistencia con recursos mínimos, los Ávila terminaron no renovando el contrato de Gavilán, por dar un ejemplo. Y fue descendiendo la calidad de los programas que ofrece CVN. Hoy PlusSatelital y P&E ofrecen una programás mucho más consistente que la que armó ese excelente vendedor de avisos clasificados y destacados que fue Ávila en el inicio de su ex fortuna.

Luego vino la etapa de la concesión de vía pública municipal y más tarde el nacimiento de Torneos y Competencias. La fortuna la terminó malgastando en América TV (y CVN).

La novedad 2004 es el desembarco en la empresa América TV del periodista Enrique Vázquez, en un rol de supuesto enlace periodístico, o coordinador.

Vázquez es famoso por sus columnas procesistas en el ex semanario Somos; y más tarde permutó en alfonsinista como columnista del ex semanario Humor y conductor radial en la por entonces estatal AM Radio Belgrano.

Vázquez cuenta con una muy buena relación con Alberto Fernández, jefe de Gabinete de la Nación.

Esto ha agitado la pantalla de CVN, y varios de sus periodistas desde hace días desfilan por PlusSatelital solicitando condiciones y horarios. Pero la grilla se encuentra muy comprometida ya para el año 2004.

La novedad en CVN es la decisión de no renovarle a Brokers su espacio de los domingos a las 20:00, ya un clásico de los programas periodísticos-políticos.

Guillermo Cherasnhy, el creador de ese espacio (antes Brokers había sido un semanario que dirigió y que tuvo un rol interesante en la destrucción de José Luis Manzano como ministro del Interior), gozaba en el presente de la compañía de Alberto Valdéz, ex secretario de Política del diario El Cronista, y comentarista de varios programas radiales.

Durante varios domingos Cherasnhy fue muy crítico de Néstor Kirchner y su administración, algo que le hizo notar el sociólogo Artemio López, vinculado a la Casa Rosada y de la confianza de Cherasnhy. Pero nadie imaginó tan abrupto final.

Carlos Ávila, quien se precia de tener un vínculo personal con Kirchner, parece que se enojó tanto como cuando Jorge Lanata fue punzante con Juan Horacio González Gaviola, en una recordada entrevista de Día D, por América TV.

Pero Cherasnhy no es Lanata, y encima Cherasnhy dijo que Lanata había cobrado $ 150.000 de la Side en días de Fernando de Santibañes por no difundir inicialmente el escándalo de los sobornos en el Senado. En un recordado, y polémico programa, Cherasnhy dijo por CVN que Lanata, quien va a continuación por América TV, había ido a buscar el dinero al departamento de Santibañes, vecino al edificio American Express, donde también viven Ricardo Darin y Víctor Alderete.

Según Cherasnhy, de todos modos este domingo saldrá por la pantalla de Magazine, por Multicanal y por DirecTV; mientras negocia con Pramer subirse a la pantalla de PlusSatelital o de P&E.

Se dijo indignado con los Ávila, a quienes acusó de no cumplir con compromisos asumidos en términos de libertad de expresión. Pero, en cualquier caso, lo de Cherasnhy es complicado: ¿cómo pedirle a un vendedor de avisos clasificados un compromiso con la libertad de expresión? Él sólo quiere facturar, igual que Cherasnhy.

Recorte de Urgente/24.

Suscribite al newsletter

COLSECOR Noticias

* no spam