La entidad de Bell Ville trabaja con un fuerte compromiso ambiental

13-04-2011

Córdoba. Hace 16 años el proceso privatizador del servicio de agua potable en Córdoba dio origen a la Cooperativa de Trabajo del Sudeste de Bell Ville. Esta iniciativa, como otras similares que se dieron, fue impulsada por trabajadores de la ex Dirección Provincial de Agua y Saneamiento de la Provincia de Córdoba (Dipas) que se ampararon en la ley provincial 7850 que daba prioridad, en caso de privatización, a los agentes del servicio en cuestión unidos bajo la forma de una Cooperativa de Trabajo para continuar la concesión del servicio.

“Cuando nos dan el servicio, el 1º de marzo de 1995, teníamos 18 localidades a las que le dábamos agua; hoy tenemos 40. Hemos logrado crecer de 350 a 750 kilómetros, de 80 a 190 mil habitantes”, explica el ingeniero Roberto Rodríguez, secretario del Consejo de Administración.

 

Responsabilidad Social. El compromiso ambiental de la Cooperativa del Sudeste se traduce en diversas acciones en la comunidad. En 2007, la participaron en Buenos Aires en el Congreso Agua y Juventud inició el camino para una serie de proyectos que la entidad ha venido impulsando desde entonces.

“Nosotros empezamos a trabajar con la Responsabilidad Social enfocada al medioambiente, ya que nuestra empresa está muy relacionada con el ambiente por el agua potable”, cuenta Elisa Scheggia, presidente de la entidad.

A partir de este Congreso comenzaron a trabajar en el proyecto Acuerdo Ciudadano con la Tierra involucrando a empresas locales y regionales comprometiéndolas con “acciones medibles en pos del medioambiente. Por ejemplo, cambiar las lámparas bajo consumo, los monitores comunes por LCD que consumen menos. En realidad se sumaron muchísimas empresas y pasamos a ser la localidad del país que más acuerdos firmó. Es por eso que nos invitaron a disertan en la Expo Zaragoza, en el encuentro de agua mundial”.

A partir de este compromiso, “comenzamos a salir al pueblo a contar de qué se trataba el problema del cambio climático y la gente se sumaba”, dice Scheggia.

El trabajo se enfoca fundamentalmente en concientizar a los chicos de las escuelas secundarias en la necesidad de asumir el compromiso con el planeta. En el último año, también han sumado al nivel preescolar, a partir de la fuerte iniciativa de los docentes.

Entre las campañas que realizan esta la recolección de papel que “vendemos a Papelera del Plata y ellos le dan un destino final para reciclado. Esas utilidades se las damos a las asociaciones de discapacidad. También tenemos un grupo que hace reciclado de tapitas (pláticas), de botellas”, detalla la presidenta de la cooperativa. Y una vez al año reciclan residuos electrónicos con otra cooperativa.

Desde este año, la Cooperativa del Sudeste es la primera entidad cordobesa en adherir al Pacto Verde Cooperativo.

Suscribite al newsletter

COLSECOR Noticias

* no spam