La cooperativa de Marcos Juárez, en la etapa final de la obra de cloacas

01-08-2013

Se trata de la tercera y última etapa de la obra más importante que está realizando esta entidad cooperativa. “Hoy ya están funcionando 9.800 conexiones, por lo que estamos cerca del 90% de la cobertura. Esperamos finalizarla a fines del 2015, lo que es muy importante por todo lo que eso significa para nuestra ciudad. Hay que recalcar además que se trata de una inversión relevante, una apuesta a largo plazo y que estos trabajos se realizan mediante una concesión que la Municipalidad le hace a la Cooperativa”, sostiene Darío Cano, gerente de la Cooperativa de Provisión de Obras y Servicios Públicos, Vivienda y Crédito (Coyspu) de la ciudad de Marcos Juárez, al este de Córdoba.

Esta obra trae grandes beneficios a nivel sanitario y así lo reconoce Cano: “Estamos hablando de servicios básicos, por lo tanto es muy conveniente en primer lugar, para la salud, porque se previene la contaminación de las napas subterráneas. Cada hogar o industria que tiene la instalación de cloacas, anula su pozo minimizando de esta manera el riesgo de contaminación. Por otro lado, una ciudad que tenga esa cobertura es muy atrayente desde el punto de vista industrial. Para darte un ejemplo, muchas empresas a veces quieren gestionar un crédito y si no cumplen con ciertas condiciones no lo consiguen”.

El tratamiento de los afluentes se realiza en una planta construida para tal fin y son vertidas a un arroyo en condiciones de ser utilizadas. “El agua vuelve a un estado similar al que se toma río arriba, con lo que se completa el ciclo hidrológico”, explica Cano.

Desde la cooperativa resaltan que el dinero de esta obra proviene de un fondo nacional que recibe la Municipalidad, por fuera de la coparticipación, y que parte de la retención a las exportaciones.

Telecomunicaciones

“En el 2003 incursionamos en el área de telecomunicaciones y en este momento ofrecemos telefonía e Internet. Eso significó un cambio muy grande para la cooperativa porque tuvo que salir a competir al mercado, lo que también nos dio otro perfil. A estos servicios los tuvimos que gestionar de otra forma. Siempre manteniendo en el espíritu cooperativo, pero en cuanto a gestión hay que actuar de manera similar a cualquier empresa privada”, comenta el gerente.

Hoy, la cooperativa cuenta con 7.000 usuarios, contando las conexiones de telefonía y las de Internet.

Para iniciar esta obra, la cooperativa tuvo que lanzar un bono con el que se recaudó un millón de pesos y mediante el cual pudieron realizar las obras de telefonía. “En el 2003, saliendo de la convertibilidad se emitieron unos bonos llamados Ticoca, iban de $100 hasta lo que la gente pidiera aportar. Lo devolvimos en 10 años, este es el último, y a los intereses los fuimos pagando en función de la utilidad que iba dando el servicio. Fue muy importante el apoyo, y al cabo de 10 años tenemos más de la mitad de los clientes totales”.

Suscribite al newsletter

COLSECOR Noticias

* no spam