Economía social, mipymes y desarrollo regional

10-05-2005

Ferrer puso énfasis en el fracaso del "modelo" neoliberal que ejerció su hegemonía en la década del noventa, habiéndose esbozado antes con el programa de Martinez de Hoz, en el marco de la dictadura de 1976. Avanzó luego en lo que el considera un concepto sustancial para sentar las bases de un desarrollo con inclusión social. Se trata de la "densidad nacional", que hace referencia a la integración social, a la movilización de los recursos disponibles dentro del territorio nacional, a los liderazgos pro-activos y a la estabilidad institucional y política. Estos factores, interrelacionados, fortalecen los aspectos que propician el desarrollo, promoviendo las relaciones entre empresas-gobierno-ciencia y tecnología, para avanzar hacia una sociedad productiva con capital humano con mejor calidad de vida y calificación. Se refirió al carácter endógeno del desarrollo y a los vínculos entre el desarrollo local, regional y nacional. Propuso, de esta forma, consolidar el fortalecimiento del entramado productivo y social, recuperando la capacidad de maniobra del sistema monetario y de todos los instrumentos de una política económica autónoma. Tuvo particularmente en cuenta la necesidad de aportar a las prioridades del país, desestimando las presiones del poder trasnacional, preservando el dominio nacional y la inserción de las pymes en las actividades productivas rentables, como fuente principal de lo que él denomina la "acumulación en sentido amplio". De esta forma, luego que se extendió sobre lo estratégico de la densidad nacional, planteó la necesidad de integrarnos a un bloque económico. En su posición en relación al MERCOSUR, Ferrer puso más énfasis en la potencialidad argentina, evidenciando así un matiz distinto al formulado por el Dr. Salvador Cabral, expositor de la clase anterior. Cabral había planteado el miércoles anterior lo imperioso de superar discrepancias y priorizar la alianza de Brasil-Argentina como corazón y motor del relanzamiento del MERCOSUR y de la Comunidad Sudamericana de Naciones.

Luego de la exposición del Dr. Ferrer, fue muy interesante el intercambio de opiniones que se generó entre los inscriptos, lo que permitió constatar el carácter plural del curso, no sólo por estar abierto al debate sino también, por presentar diferentes visiones de los docentes en cuanto a la evolución de los últimos años de la historia socio-económica y de la coyuntura actual.

En suma, los docentes que participaron en el desarrollo del 1er. módulo, dedicado al marco nacional y regional, han transmitido coincidencias básicas, en relación al impulso de una estrategia nacional de desarrollo, a un proyecto nacional y regional que fije un rumbo que opere como organizador de esfuerzos socio-económicos y políticos compartidos.

La próxima clase, este miércoles 11 de mayo, tendremos un panel de experiencias y actores relevantes de la economía social. Nos honran con su presencia el presidente de CONINAGRO, el Dr. Fernando Gioino y el presidente de COOPERAR, el Dr. Juan Carlos Fissore, quienes se van a referir al rol de sus Confederaciones y al peso de las Federaciones y de las cooperativas que aglutinan en el desarrollo asociativo, en la revitalización de los tejidos productivos y sociales locales y de las economías regionales.-

Suscribite al newsletter

COLSECOR Noticias

* no spam