Asamblea de Face

10-11-2010

En su sede social, la Federación Argentina de Cooperativas de Electricidad y Otros Servicios Públicos (Face), realizó su asamblea general ordinaria. Por unanimidad se aprobaron Memoria y Balance General correspondientes al Ejercicio Nº 71, cerrado el pasado 30 de junio. Los asambleístas procedieron a la elección de consejeros y síndicos. En tanto, en posterior reunión de Consejo de Administración se llevó a cabo la distribución de cargos quedando la presidencia nuevamente en el representante de la Cooperativa de Intendente Alvear, Marcelo Gallo.

Reconocimiento a Weirich. Antes de la asamblea, el ex presidente de la federación, Agrim. Carlos Weirich, brindó una conferencia sobre integración cooperativa. Durante esta instancia recibió un reconocimiento por su trayectoria de manos del presidente de Face, Marcelo Gallo. La placa recibida por Weirich tiene un gran valor simbólico ya que se trata de un original de la caja de medidores que la federación proveía a sus asociadas a través del almacén de materiales que supo tener en otros tiempos, restaurada por un artesano pampeano.

En su disertación, Weirich se remontó a los orígenes del movimiento cooperativo eléctrico, recordando que en las primeras décadas del siglo pasado, “se instalaba la electricidad y se retenía de ese modo a los pobladores, o la gente se iba a vivir a otro lado donde pudiera desarrollarse. La decisión de los cooperativistas pioneros de aquellos tiempos fue determinante para que se pueda producir el desarrollo económico de esos pueblos”.

El ex presidente de FACE destacó que “la provincia de Córdoba es una de las que mayores ejemplos de integración cooperativa nos puede dar”, y mencionó al recordado Constancio Beltramo, “creador de varias instituciones integradoras en esa provincia, como IFICOSEP, IESCOOP, UCELCA, AMICOS”.

Weirich hizo hincapié en el carácter integrador que FACE ejerció a lo largo de su historia: “fue la madre desinteresada de muchísimos casos de integración. En el seno de FACE –afirmó- alumbraron entidades como CARCO, CADEGAS, FENCAP, que nacieron en el viejo edificio de la calle Sarandí”

En el cierre de su intervención, el dirigente misionero dijo estar convencido de que “el movimiento cooperativo está en deuda consigo mismo y con el país en materia de proyectos integradores. No podemos darnos el lujo de estar sin generar nuevos proyectos y nuevas ideas. Tenemos todas las posibilidades de ejercer una posición de convocatoria, tenemos que asociarnos con aquellas entidades sin fines de lucro, con objetivos sociales, para generar proyectos en común. Hay que reunirse, juntarse, estar en contacto con las otras instituciones, porque las comunidades necesitan de las cooperativas. Tenemos que profundizar nuestra ética solidaria”.

Suscribite al newsletter

COLSECOR Noticias

* no spam