Entrevista

Mirada argentina para la ACI

 

El dirigente, oriundo de Coronel Pringles, preside la Alianza Cooperativa Internacional. Elegido como presidente en la asamblea general del máximo organismo internacional del cooperativismo, Ariel Guarco dialogó con Cooperación Eléctrica pocos días antes de viajar a Kuala Lumpur, Malasia.

 

 

 

¿Cuáles son los ejes de su propuesta para llegar a la presidencia de la ACI?

Desde 2013 venimos trabajando desde el Board por una organización que integre activamente a sus regiones y sectores, que amplíe las posibilidades de participación de sus miembros y que sea capaz de sentarse a dialogar con organismos internacionales sin subordinar el interés del movimiento cooperativo a la lógica del capital financiero. Queremos un cooperativismo preocupado por tener un impacto real en las comunidades, que pueda innovar sin descuidar al medio ambiente y que asuma compromisos concretos para dar respuesta a la concentración económica a nivel global. Para facilitar el liderazgo de la Alianza en ese proceso queremos promover a las organizaciones de cúpula en cada país y constituir un comité ejecutivo que esté formado por la presidencia, las cuatro vicepresidencias, la dirección general, las direcciones regionales y los sectores y que se encargue de la coordinación de la política, que se discuta y apruebe en las reuniones del Board y sea la línea de contacto directo entre el Board y el equipo de trabajo. También nos proponemos mejorar en cantidad y en calidad la información brindada a los miembros sobre ingresos, egresos, balances, proyectos, y así empoderar a las organizaciones a la hora de tomar decisiones.

 

¿Qué acciones piensa encarar para promover la integración cooperativa a nivel mundial, tanto desde lo económico como lo institucional?

Es necesario profundizar la interacción con los territorios, integrar los sectores y consolidar definitivamente a los espacios de juventud y de género. Pero además debemos generar espacios de articulación empresarial. En nuestras recientes visitas a otros países hemos expuesto la trayectoria del cooperativismo argentino y su potencial en cuanto a experiencias de integración, como son la Red Gráfica Cooperativa, la flamante Central de Compras de la Federación de Cooperativas de Consumo o las distintas asociaciones regionales para compras o fabricación de insumos o para desarrollo de infraestructura en el caso de los servicios públicos. Nos hemos encontrado, a su vez, con múltiples experiencias de vinculación comercial que desarrollan las cooperativas, por su propia cuenta o a través de entidades que las representan. Es necesario dar un paraguas organizacional para que no sean cuestiones aisladas sino que sea un desarrollo sistémico promovido desde la máxima instancia de integración del cooperativismo, que es la Alianza.

 

Usted proviene de una cooperativa de servicios públicos, ¿qué piensa hacer en ese campo de acción si accede a la presidencia de la ACI?

Particularmente en ese campo venimos trabajando en la integración de distintas experiencias, tal como lo demuestra el primer encuentro argentino-boliviano que realizamos en COOPERAR a fines de agosto. El año que viene nos toca ser anfitriones de la V Cumbre Cooperativa de las Américas y vamos a dedicar un foro específico para este tema. A nivel global, hay experiencias con mucha historia y desarrollos más nuevos en torno de las energías renovables, sobre los que es necesario centrar la atención sin dejar atrás toda la riqueza de los principios y valores de la cooperación aplicados a los servicios públicos desde hace tantas décadas.

 

Un desafío crucial para el cooperativismo es su inserción en las nuevas generaciones. Nuestra federación desarrolla una intensa labor en el área juvenil. ¿Cómo evalúa este aspecto en la Argentina y qué planes tiene respecto de la acción de la ACI, teniendo en cuenta, además, que una compatriota lidera la juventud cooperativa mundial?

Para COOPERAR es fundamental que desde el movimiento cooperativo se involucre a las nuevas generaciones y se promueva la participación real de las y los jóvenes y la formación cooperativa y dirigencial. En este sentido se puede mencionar el trabajo con el Ministerio de Educación, para la promoción de la enseñanza del cooperativismo y el mutualismo en todos los niveles del sistema educativo. Desde hace varios años la actividad de juventud a través del apoyo al Comité de Juventudes de COOPERAR, así como en la promoción de representantes juveniles a nivel regional, donde se participa en el Comité Regional de Juventud de Cooperativas de las Américas y a nivel internacional con la participación de Gabriela Buffa como representante de Juventud en el consejo de la Alianza. Queremos seguir apoyando a la juventud e involucrarla en instancias de toma de decisiones. A nivel nacional nos obliga a pensar proyectos más integrales a nivel nacional, regional y global.

 

Fuente: Mundo Cooperativo